Historias Viajeras

…lugares, comidas, y algo más…


Deja un comentario

Una reliquia escondida en París

Una Historia Viajera en París, Francia…

A pesar de ser uno de los lugares más recomendados para visitar en París, muchos pasan por alto esta “reliquia”. Ubicada dentro del Palacio de la Cité (Conciergerie), la Sainte Chapelle o Santa Capilla es una joya del arte gótico que hoy te queremos presentar.

Interior de la Sainte Chapelle

La Sainte Chapelle fue construida entre 1241 y 1248 por pedido del rey francés Luis IX. El objetivo principal de la construcción fue que la capilla sirviera como un relicario para albergar, por un lado, la corona de espinas de Cristo, comprada por el rey al emperador de Constantinopla en 1239 y, por el otro, un trozo de la Santa Cruz, obtenida en Bizancio en 1241.

Vidrieras en la Santa Capilla, bañando de luz el espacio donde se encontraba el relicario

Si bien la Santa Capilla fue diseñada como un gran relicario, también debía cumplir la función de capilla real. Por tal motivo, fue diseñada como dos capillas superpuestas: una capilla inferior para la gente “común” del palacio, y una superior, destinada exclusivamente a la familia real…

…la Capilla Inferior sirve de soporte a la Superior…

La Capilla Inferior o Chapelle Basse está dedicada a la Virgen María. Los techos fueron restaurados en el siglo XIX, y están ricamente decorados con colores rojos, azules, y dorados, en un intento por reproducir la ornamentación original medieval.

Ingreso a la Capilla Superior

Por medio de una escalera de piedra, se accede a la Capilla Superior o Chapelle Haute... Al ingresar, es imposible no maravillarse ante tanta luz, tantos colores, tanta belleza…

La Capilla Superior es un resumen perfecto del arte Gótico. Nacido en Francia, el gótico fue un movimiento que tuvo como principal objetivo buscar la solución a la falta de luz en las construcciones medievales. En la Edad Media, las paredes laterales de las iglesias eran las que soportaban prácticamente todo el peso del edificio, por lo que no era posible construir grandes aberturas. ¿Cómo lo lograron entonces? Los arcos internos de las iglesias se continuaron hacia el exterior, para trasladar el peso del edificio hacia afuera, a través de un sistema de arbotantes (“arco que empuja”) y contrafuertes, con cimientos muy poderosos. De esa forma, las paredes ya no debían soportar el peso de toda la estructura, consiguiendo así lo que tanto buscaban: ¡luz! Gracias a esta técnica, en las iglesias góticas es difícil encontrar paredes laterales de piedra: en su lugar, vemos las hermosas vidrieras o vitrales que permiten el paso de la luz…

Vidrieras en la Capilla Superior

En la Capilla Superior, los 670 m² de vitrales inundan de luz y color todo el lugar… En las vidrieras de la Chapelle Haute están representadas 1.113 escenas religiosas. A lo largo de su historia, la Sainte Chapelle fue afectada por incendios e inundaciones, pero su peor momento fue durante la Revolución Francesa, cuando fue saqueada y gran parte de los vitrales fueron destruidos. Al perder sus reliquias, la Capilla Santa perdió su función original, y en 1803 fue convertida en archivo y oficina administrativa.

Rosetón de la Capilla Superior

…luz y color inundan la Santa Capilla…

En 1837 comienzan las tareas de restauración de la Sainte Chapelle, con énfasis en la recuperación de los vitrales de la Capilla Superior: dos tercios de las vidrieras son originales, constituyendo así uno de los conjuntos de arte vitral del siglo XIII más completo del mundo. Finalizadas las obras de restauración, la Capilla Santa fue declarada Monumento Histórico Nacional de Francia en 1862. De las reliquias robadas durante la Revolución se recuperó la corona de espinas, que actualmente se encuentra en el Tesoro de la Catedral de Notre Dame.

Visitar la Sainte Chapelle es una invitación a maravillarse ante casi 800 años de historia conservados en los mágnificos vitrales que tiñen de cientos de colores este mágico lugar. La Sainte Chapelle, una “reliquia” escondida en París…

Información útil

  • La Sainte Chapelle se encuentra en Boulevard du Palais 4, en el 1° Distrito de París. Horarios: desde Marzo hasta Octubre, todos los días de 9.30 a 18 hs; desde Noviembre hasta Febrero, todos los días de 9 a 17 hs. La última entrada es media hora antes del cierre. El primer domingo de cada mes la entrada es gratuita.
  • Para más información, ingresá en http://sainte-chapelle.monuments-nationaux.fr/es/

Vista exterior de la Santa Capilla

Un consejo: si vas a visitar varios museos/edificios históricos en París, es recomendable adquirir el Pase de Museos y Monumentos. Con el Pase se economiza un poco en museos y monumentos, pero fundamentalmente se ahorra tiempo: en muchos de los edificios donde aceptan el Pase, no es necesario hacer fila ya que permiten el accesos directo! Este es el caso del Museo del Louvre, donde suele haber horas de espera para ingresar. Más información sobre el Pase: http://www.parispass.com/index.asp?aid=30&ref=cj


4 comentarios

El Fuego Eterno de París

Una Foto Viajera en París, Francia…

En la base del Arco del Triunfo de la Estrella, junto a la tumba del Soldado Desconocido, se encuentra la llama eterna que conmemora a todos los soldados franceses caídos por su patria. El 11 de Noviembre de 1923, el Ministro de Guerra de Francia André Maginot encendió este fuego eterno que, desde aquel momento, arde en forma continua.

…fuego eterno en el Arco del Triunfo…

El Arco del Triunfo de la Estrella, uno de los símbolos parisinos, está ubicado en la plaza Charles de Gaulle, en el extremo oeste de la avenida Champs-Élysées. Su construcción comenzó en 1806, y se entendió hasta 1836, cuando el monumento fue finalmente inaugurado. Napoleón I mandó construir este gran arco para recibir a sus ejércitos, al igual que hicieran los emperadores de la antigua Roma con sus soldados.

Una curiosidad: durante el Mundial de Fútbol organizado en Francia en 1998, un fanático mexicano fue arrestado por disturbios y borrachera en la vía pública, y por “ofender a los muertos” al apagar la llama eterna con su orina!