Historias Viajeras

…lugares, comidas, y algo más…


4 comentarios

Cuando la Patagonia se viste de traje

Una Historia Viajera en Chubut, Patagonia Argentina…

     Para contarles esta historia, tenemos que retroceder en el tiempo unos tres años. Estábamos de viaje por la Patagonia, y un día, tomando mate en Puerto Patriada, a orillas del Lago Epuyén, Leo me dice: “¿Y si nos vamos a ver pingüinos?” Con ir “a ver pingüinos” él se refería a ir a Punta Tombo, a “tan sólo” unos 880 kilómetros de distancia! Por supuesto, no lo dudamos ni un segundo, y después de recorrer varios lugares en la región de los lagos, finalmente partimos desde Esquel y cruzamos el desierto patagónico con un único objetivo: ¡ir a Punta Tombo a ver pingüinos!

Punta Tombo, la mayor colonia continental de pingüinos de Magallanes del mundo.

Ubicada en la provincia de Chubut, la Reserva Natural de Punta Tombo es el hogar de la mayor colonia continental de pingüinos de Magallanes del mundo. Cada año, en el mes de Septiembre, casi un millón de pingüinos llegan a esta reserva con un único fin: aparearse, para luego tener allí sus crías.

En Punta Tombo se puede ver bien de cerca el comportamiento de los pingüinos…

Con el comienzo de la primavera en el hemisferio sur, Punta Tombo comienza a recibir a los miles y miles de pingüinos de Magallanes (Spheniscus magellanicus) que conforman esta gran colonia. Los machos son los primeros en llegar, ya que son los encargados de preparar el nido… Si tuvieron cría el año anterior, vuelven al mismo nido, y lo arreglan para que esté listo cuando llegue la hembra.

Pingüinos dentro de su nido

Tanto el macho como la hembra se turnan para empollar los huevos, buscar alimento, y luego cuidar de los pequeños pingüinos. A partir de Noviembre nacen las crías, que alcanzan su madurez a los 90 días aproximadamente. A finales de Marzo, cuando por estas latitudes comienza el otoño, las crías ya están lo suficientemente maduras para nadar hacia aguas más cálidas junto a sus padres.

¡La curiosidad de los pingüinos es tan grande como la nuestra!

Los pingüinos magallánicos no son animales muy grandes, ya que miden entre unos 40 y 50 cm de alto…

¡Imposible no sentirse un gigante!

Uno de los grandes atractivos de Punta Tombo es que uno puede ver los pingüinos bien cerca, y así sentirse un gigante entre estos pequeñitos…

La cercanía con los pingüinos hace de Punta Tombo un lugar imperdible…

Los pingüinos tienen prioridad…

La visita a la reserva se hace a través de distintos senderos señalizados que nos permiten observar de cerca el comportamiento de los pingüinos. Al ingresar a Punta Tombo, nos recibe el Guardafauna para brindarnos toda la información necesaria sobre esta especie, además de explicarnos cómo debe ser nuestro comportamiento dentro de la reserva:

  • no debemos salirnos de los caminos que están demarcados con piedras blancas;
  • no debemos molestar ni tocar a los pingüinos, ya que si bien son animales pacíficos, pueden sentirse amenazados e intentar defender a sus crías dándonos un fuerte picotazo;
  • si hubiera pingüinos dentro del sendero, ellos tienen la prioridad de paso.

Con estas reglas en mente, nos dedicamos a recorrer la reserva…

En los sectores de más “tránsito” de pingüinos hay pasarelas de madera para poder seguir recorriendo sin molestarlos…

Pasarelas en Punta Tombo

… las crías se mostraban curiosas y juguetonas…

…algunos pingüinos juegan a las escondidas debajo de las pasarelas…

¡A este pingüino le gusta posar para la cámara!

…nos observaban a nosotros con el mismo interés que nosotros a ellos…

¿Quién observa a quién?

Los adultos van y vienen al mar para buscar alimentos para sus crías…

El tiempo se nos pasó volando mientras disfrutábamos de este espectáculo natural… Punta Tombo nos sorprendió por su hermoso paisaje, pero fundamentalmente por la posibilidad de observar bien de cerca a estos bellos y divertidos animalitos. Es definitivamente un lugar de nuestra Patagonia que nadie debería dejar de conocer… ¿Qué esperás? Ya comenzó la temporada!!!

Información útil:

Punta Tombo dista unos 118 km de Trelew y 170 km de Puerto Madryn. Se pueden contratar excursiones desde ambas ciudades, o también se puede ir en vehículo propio. Desde Puerto Madryn, tomar la RN 3 hacia  Trelew. Desde allí, tomar la RP 25 hacia Rawson, y  luego de 7 km se encuentra el empalme con la RP 1 que conduce a Punta Tombo. Esta última parte del camino es de ripio (unos 60 km), pero se encuentra en buen estado. Importante: cargar combustible en Trelew, ya que en el camino no hay estaciones de servicio.

Además de los pingüinos, en Punta Tombo se puede disfrutar del hermoso paisaje patagónico…


9 comentarios

Salto del Agrio

Una Foto Viajera en Neuquén, Argentina…

En la Argentina existen miles de lugares de increíble belleza, donde la naturaleza dibujó paisajes que parecen de ensueño. Pero hay un lugar en la Patagonia donde las formas y los colores sorprenden a cada paso… Estamos hablando de Caviahue, un sitio donde la actividad volcánica aún sigue dejando su huella. Y es allí donde nos encontramos con el Salto del Agrio

Salto del Agrio, Patagonia Argentina

El Salto del Río Agrio es una imponente caída de agua de unos 50 metros de altura. Esta gran cascada vuelca sus aguas en una gran pileta que llama la atención por sus colores amarillos y verdosos, producto de la alta concentración de azufre. Junto al Salto se encuentran diferentes puntos panorámicos y miradores desde donde se puede disfrutar del paisaje, además de apreciar en detalle las columnas de basalto que conforman las paredes del piletón.


Deja un comentario

¡Zapallos, zapallos, y más zapallos!

Una Foto Viajera en San Juan, Argentina…

Gran parte de la producción de zapallos de la Argentina proviene de la provincia de San Juan. En la localidad de Rodeo, junto al Embalse Cuesta del Viento, se cultivan zapallos de distintas variedades, tanto para consumo interno como para exportación. Muchas de las variedades que allí se producen son sólo ornamentales, es decir que no tienen otro uso más que para decoración!

De visita a una hermosa finca en Rodeo, nos encontramos con esta colorida montaña de zapallos…

¡Zapallos, zapallos, y más zapallos en Rodeo, San Juan!


2 comentarios

Por las calles de Anguinán…

Una Foto Viajera en La Rioja, Argentina…

¿Estamos en el año 2012? ¿O retrocedimos al siglo XIX? Esa parece ser la sensación al encontrarnos con esta escena en las calles del tranquilo pueblo de Anguinán, en la provincia de La Rioja, Argentina

Es posible retroceder el tiempo en las calles de Anguinán…

Anguinán está ubicada en el Valle de Famatina, a unos 6 km de Chilecito. Además de ser un importante centro vitivinícola en la región, Anguinán es la población más antigua del valle, ya que su fundación data de 1607. Aquí podemos encontrar la típica arquitectura colonial española, especialmente en la Iglesia de Santa Rosa de Lima, construida en 1784.

Anguinán fue para nosotros una muy grata sorpresa cuando recorrimos la provincia de La Rioja… quizás por la tranquilidad de sus calles, la sencillez de su gente, o las hermosas viñas que enmarcan de pueblo… o quizás porque nos permitió viajar en el tiempo, aunque sea por un rato.


Deja un comentario

Linda capillita en Merlo

Una Foto Viajera en San Luis, Argentina…

La provincia de San Luis alberga una de las villas turísticas más pintorescas de la Argentina: la Villa de Merlo. Esta villa se ubica al pie de las Sierras de los Comechingones, y es elegida por miles de argentinos para pasar sus vacaciones, atraídos por el paisaje, y la variedad de actividades que ofrece. Además, Merlo cuenta con las propiedades únicas de su microclima, que genera una sensación de bienestar en quienes visitan este lugar.

Capilla de Nuestra Señora de Fátima

En la Villa de Merlo, en el sector de Piedras Blancas Arriba, se alza la Capilla de Nuestra Señora de Fátima. Aunque a simple vista posee una arquitectura típica del período colonial español, esta capillita está muy lejos de haber sido construida durante los tiempos del Virreinato del Río de la Plata… La construcción de la capilla comenzó allá por 1945. El terreno elegido quedaba bastante alejado del entonces núcleo urbano, pero esta elección tenía como objetivo que nuevos vecinos se instalaran en esa zona. En el año 1972, se coloca en la capilla la imagen de Nuestra Señora de Fátima, cuya festividad se celebra cada 13 de mayo. El aspecto actual de esta iglesia es el resultado de las obras realizadas entre 1992 y 1993 por el sacerdote del lugar, quien decide remodelar el edificio completamente, dándole el actual estilo colonial.

¿Sabías que… el microclima de Merlo es considerado el tercero en el mundo, después de los registrados en Estados Unidos y Suiza? ¿Pero qué es el microclima? Es un conjunto de factores que, cuando se dan juntos en el mismo lugar, generan bienestar en el ser humano. En Merlo, se combina una atmósfera con niveles de ozono más altos que los normales, con un porcentaje elevado de ionización negativa, producto de la desintegración del granito anfíbol que compone las Sierras de los Comechingones. ¿Qué beneficios brinda? El microclima merlino tiene efectos estimulantes, además de generar una sensación de bienestar, energía, y buen ánimo…


3 comentarios

Atardecer de ensueño en Quila Quina

Una Foto Viajera en San Martín de los Andes, Patagonia Argentina…

…el sol se esconde detrás de la Cordillera de los Andes, y el cielo se tiñe de rojo…

A tan sólo 18 km de San Martín de los Andes, provincia de Neuquén, se encuentra Quila Quina, una pequeña villa turística sobre la margen sur del Lago Lácar. Cada verano, cientos de visitantes llegan a Quila Quina a pasar el día y disfrutar de sus playas. También es allí donde las familias más adineradas de San Martín de los Andes tienen sus casas de veraneo, construidas en medio del bosque.

Quila Quina está ubicada en tierras que pertenecen a la comunidad mapuche, conformada por unas 2.000 personas que se dedican a la venta de artesanías y la cría de ganado (al llegar a Quila Quina se pueden ver los corrales con chivos y ovejas por todos lados!). Hay distintos circuitos peatonales que se pueden realizar, tales como el sendero El Cipresal, o caminatas hacia el arroyo Grande, el mirador del Cerro Abanico, o a la playa La Puntilla. A este último lugar se puede llegar también en auto, y es allí donde se pueden disfrutar hermosos atardeceres como el de la foto…

Cómo llegar a Quila Quina desde San Martín de los Andes:

  • En barco: varias embarcaciones parten durante todo el día desde el muelle. El viaje dura 30 minutos.
  • En auto: saliendo de SMA, tomar la RN 234 (Ruta de los Siete Lagos) bordeando el Lago Lacar. Luego de unos 6 km, a la derecha hay un desvío que conduce a Quila Quina (hay un cartel indicando el desvío). A partir de allí, el camino es de ripio, y bastante sinuoso, pero ofrece unas increíbles vistas! Al llegar a Quila Quina podrán dejar el auto en el estacionamiento junto al muelle.

Quila Quina cuenta con estacionamiento, baños públicos, confitería, restaurante, venta de artesanías, área de camping, muelle, y playas públicas.


Deja un comentario

Caminar por la Luna sin salir de la Tierra

Una Historia Viajera en San Juan, Argentina…

En el extremo noreste de la provincia de San Juan se encuentra el Parque Provincial Ischigualasto, más conocido como Valle de la Luna. Declarado Patrimonio Natural de la Humanidad, el Parque Provincial Ischigualasto sorprende con su geografía de formas caprichosas, su clima riguroso, y su gran riqueza paleontológica, que permite descubrir la historia de la Tierra a cada paso…

Paisaje lunar en Ischigualasto

…el viento y el agua moldearon el paisaje…

El Parque Provincial Ischigualasto conforma, junto con el Parque Nacional Talampaya, un sitio único en el mundo… y hoy vamos a descubrir por qué. Ischigualasto significa “sitio donde no existe la vida”, y su nombre hace referencia a la gran cantidad de restos fósiles que se han encontrado en este Parque. Cada año, geólogos y paleontólogos de todo el mundo llegan a Ischigualasto para investigar las distintas capas sedimentarias, y los fósiles de animales y plantas. De esta forma, con toda la información reunida, van poniendo en su lugar las distintas piezas de un gran rompecabezas, para así entender mejor la historia de la Tierra.

Para poder entender la importancia de este lugar, vamos a realizar un circuito por Ischigualasto, durante el cual, un guía del Parque va a ayudarnos a interpretar lo que vemos…

Formación “El Gusano” en Ischigualasto

La primera parada del recorrido es en la geoforma conocida como “El Gusano”. Allí nos damos cuenta de que las rocas pueden contarnos una historia… sólo hay que saber mirar…

Entre las distintas capas de sedimentos se pueden ver estas hojas fosilizadas…

Este “gusanito” está conformado por la acumulación de sedimentos muy finos de distintas tonalidades. Luego de analizar las distintas capas, los geólogos llegaron a la conclusión de que hace millones de años, en ese mismo lugar, había un lago, a orillas del cual crecían muchas plantas. ¿Cómo podemos probar esto? Al acercarnos a las rocas, mirando con atención, podemos ver, entre las capas de sedimentos, las hojas fosilizadas de las plantas que crecían junto al lago! 

 

Seguimos avanzando hasta llegar a un lugar increíble: el “Balcón del Valle Pintado”. Desde aquí se puede observar la formación geológica que da nombre el Parque: la formación Ischigualasto, donde se han encontrado la mayor cantidad de restos fósiles del lugar…

¡No alcanza la vista para abarcar toda la extensión del Valle Pintado!

La vista desde este “balcón” es hermosa e imponente: lomadas erosionadas por el agua, y rocas de los más variados colores. Estas formas y colores, que no parecen de este planeta, fueron el motivo por el cual, en los años ’60, el periodista Rogelio Díaz Costa bautizó este lugar como “Valle de la Luna”…

Cancha de Bochas

El recorrido continúa, y a medida que avanzamos van apareciendo distintas formas que el agua y el viento erosionaron a lo largo de miles y miles de años. Así llegamos a la siguiente parada, la “Cancha de Bochas”. Aquí no vamos a probar nuestra puntería en el juego: la Cancha de Bochas es una extensa planicie donde la erosión transformó las rocas en “bochas” de piedra.

¡No estamos en Egipto! Es la Esfinge de Ischigualasto…

En esta parada también visitamos “La Esfinge”, llamada así por su gran parecido con la Esfinge de Giza, en Egipto.

Continuamos hacia uno de los sectores más elevados de Ischigualasto, donde paramos para conocer una de las geoformas que se convirtió en  símbolo del Parque: “El Submarino”

¡Es imponente este submarino de piedra!

En “El Submarino, podemos ver nuevamente el trabajo del viento y el agua… Un poco más adelante hacemos otra parada para disfrutar de otro de los íconos del Valle de la Luna: “El Hongo”. Esta llamativa forma es el producto de miles de años de erosión: su base formada por arcillas blandas que el viento fue desgastando, se contrapone a su parte más alta, formada por areniscas más duras.

“El Hongo” es uno de los símbolos del Parque Provincial Ischigualasto

Llegando casi al final del circuito, nos acercamos a la formación “Los Colorados”, donde se encuentran los sedimentos más jóvenes de esta cuenca: unos 220 millones de años…

“Los Colorados”

Esta formación de sedimentos rojos nos muestra un pasado de clima árido y cálido, con ríos que atravesaban esta cuenca. Las Barrancas Coloradas nos acompañan hasta el final del recorrido, pero antes de que el paseo termine, vamos al Centro de Interpretación, donde aprendemos sobre el trabajo de los paleontólogos: pudimos ver cómo trabajan, las herramientas que utilizan, cómo estudian los fósiles, y más!

…más paisajes lunares…

El Valle de la Luna es un lugar realmente sorprendente, donde la historia de la Tierra está al alcance de la mano. Luego de ver las distintas formaciones, de aprender a interpretar lo que las rocas nos muestran, tratamos de poner todas las piezas en su lugar, y de entender la magnitud de lo que está frente a nosotros… entonces ¿por qué Ischigualasto es Patrimonio de la Humanidad?

…la naturaleza dejó su huella en Ischigualasto…

En cualquier lugar del mundo podemos encontrar sedimentos pertenecientes al período Triásico de la Era Mesozoica, hace unos 230 millones de años atrás. Esos sedimentos suelen encontrarse a gran profundidad, ya que quedaron sepultados bajo otros sedimentos que se acumularon a lo largo de millones de años. Pero en el Valle de la Luna esos sedimentos pueden verse fácilmente ¿Por qué?

Hace unos 70 millones de años se produjo el fuerte choque de placas tectónicas que elevó la Cordillera de los Andes. El gran empuje provocó que algunos sectores del continente se hundan y que otros, como Ischigualasto, emerjan, dejando expuestos los sedimentos y restos fósiles de épocas pasadas. Las investigaciones científicas realizadas allí han permitido estudiar el origen de los dinosaurios y reconstruir la secuencia completa del Triásico. Entre los numerosos fósiles que se han encontrado allí, se destaca el dinosaurio más primitivo del mundo: el Eoraptor Lunensis.

Ischigualasto significa “lugar sin vida”…

El  conjunto Ischigualasto-Talampaya fue declarado Patrimonio Natural de la Humanidad en el año 2000 por ser un sitio único en el mundo, un lugar donde la naturaleza dibujó formas que parecen de otro planeta, donde  la historia de nuestra Tierra nos sorprende a cada paso…

Algunos datos útiles…

Ingreso al Parque Provincial Ischigualasto

* A Ischigualasto se puede llegar en auto, o en tour contratado en Valle Fértil, (San Juan) o en Villa Unión (La Rioja). Algunas agencias ofrecen el tour combinado de Ischigualasto y Talampaya pero, a nuestro criterio, son parques demasiado grandes y con mucho para ver como para recorrerlos en un mismo día.

* Junto al estacionamiento del P.P. Ischigualasto se encuentra la Oficina de Informes: allí se abona el acceso al Parque y también se recibe la información necesaria para realizar el circuito, que se realiza en auto propio y dura unas 3 horas y media.

* El recorrido es de aproximadamente 40 km y se realiza en caravana de autos, con un guía que acompaña al grupo (el guía sube al primer vehículo). El circuito incluye 5 paradas, en las cuales todos descienden de los autos para recorrer a pie con el guía los principales atractivos del Parque.

* Para más información sobre el Parque y las distintas formas de conocerlo: http://www.ischigualasto.org/